125 

Un pequeño kilim chiita de oración vintage tejido por una tejedora Qashqai. El centro minimalista y austero contrasta con el borde colorido.

Material: 100% lana de oveja hilada a mano

Tamaño: 81×55 cms

Origen: Tribu Qashqai, Irán

Tejido en los años 1980

Está generalmente aceptado que los musulmanes Shia, a diferencia de los Sunitas, no emplean kilims o alfombras de oración ya que oran directamente sobre la tierra, una piedra o sobre un Turbah (o Mohr en persa).

Sin embargo, durante los últimos 26 años en mis frecuentes viajes por el sur de Irán, en numerosas ocasiones he constatado que los musulmanes Shia del sur de Irán emplean un tipo de pequeño kilim que hace las veces de Janamaz o kilim de oración. Algunos de estos diminutos kilims los he adquirido directamente de la persona que los usaba para rezar y en numerosas ocasiones se me ha confirmado que este tipo de kilim se emplean durante la oración.

Las reducidas dimensiones de estos kilims de oración vienen dadas por su función de cubrir el suelo tan solo en la zona donde el fiel va a posar la cabeza. El material empleado es siempre la lana, que, en la mayoría de las ocasiones, se deja en su color natural sin teñir, representando la tierra. Resulta también significativo que muchos de estos kilims se ha tejido con lana de camello en el campo central.

 

Los kilims o Gilims son tejidos planos con una trama de lana sobre un urdimbre de lana de oveja, camello, pelo de cabra o algodón. Hay muchas técnicas y diseños diferentes. La tejedora trabaja influenciada por técnicas, motivos y diseños específicos de un área o grupo étnico en particular. Los diseños normalmente se relacionan con el entorno natural, la protección, la fertilidad y la armonía de las relaciones familiares. Cada tejedora aporta algo de su propia creatividad y sentido de la composición. Los kilims a menudo se tejen como parte de un dote matrimonial y se pueden usar para crear multitud de objetos diferentes como sacos de almacenamiento, mantas para caballos, portabebés, mantas y revestimientos para paredes y suelos.

Este kilim fue tejido a mano en un sencillo telar por una tejedora de un pueblo o nómada para uso propio. Probablemente la tejedora empleó lana de sus propias ovejas. Primeramente se limpiaba la lana, se cardaba a mano, se hilaba a mano y finalmente se teñía a mano, a menudo utilizando tintes naturales como raíces, nueces, bayas, frutas, flores y plantas. Los kilims del último cuarto del siglo XX suelen utilizar tintes sintéticos. Este kilim habría tardado muchos meses en completarse.

Todos nuestros kilims los seleccionamos en el país de origen y son lavados y restaurados profesionalmente antes de importarlos directamente desde Irán, Turquía y Afganistán. La pátina natural y las encantadoras imperfecciones en el diseño y el color (abrash) son características muy valoradas de los kilims tejidos a mano.

Hay existencias

Añadir a una lista ionicons-v5-f
¿Quieres saber cuánto te costará el envío? Añade el producto al carrito y podrás usar la calculadora de envíos en el siguiente paso.
REF: K2404354